LA CUENTA BANCARIA DE TU COMUNIDAD

La cuenta bancaria de la comunidad de propietarios es uno de los temas que más preocupan a los vecinos. En este post vamos a informarles un poco acerca de este tema.

Todas las comunidades necesitan una cuenta bancaria en la que los propietarios realicen los ingresos mensuales correspondientes y de donde se puedan pagar los recibos concernientes a los gastos que se generan mensualmente por el mantenimiento de las zonas comunes.  Para que esta cuenta sea lo más transparente posible y no suponga problemas vamos a indicarles algunos datos de manejo de esta cuenta que pueden servir de guía y de ayuda.

Requisitos que debe tener una cuenta bancaria para una comunidad (básicos imprescindibles).

La cuenta bancaria debe estar a nombre de la comunidad no a nombre de ningún propietario o administrador y además debe contar con lo siguiente:

Lo primero y más básico es que la cuenta sea mancomunada; es decir, que todos los interesados en la misma tengan titularidad sobre ella, y que se respeten las firmas para cualquier trámite. Es decir; NO se hace ningún gasto sin que sea aprobado por la junta directiva (presidente y administrador). Ambos son firmantes a través de una Apps o via internet.  Así evitamos fraudes, malentendidos y así todos están informados de los gatos que se generan.

Lo segundo y no menos importante es que la cuenta, de ser posible, no tenga comisiones muy altas o que a la larga nos sorprenda inesperadamente con cargos innecesarios.  En muchas ocasiones los bancos afirman no tener comisiones para la apertura de una cuenta y después nos aparece un cargo en la cuenta con alguna excusa o concepto que no entendemos.

Por eso a la hora de abrir una cuenta podríamos exigir:  algunas condiciones específicas, a ser posible sin comisiones, ni sorpresas y tratar de que las transferencias sean gratuitas.

También debemos tener en cuenta el importe de las comisiones de mantenimiento. Algunos bancos cobran por el mantenimiento de la tarjeta y/o de la cuenta, mientras que otros pueden tener condiciones especiales para las comunidades de propietarios.

Todo esto lo gestionan el administrador y el presidente con el banco; siendo que el administrador se encarga de encontrar las mejores condiciones a favor de la comunidad.

La cuenta para comunidades de vecinos y propietarios, al ser una cuenta mancomunada, requiere de la tramitación obligatoria en la oficina donde el presidente y el administrador de la comunidad deben realizar todos los trámites necesarios para que así sea y aportar toda la documentación necesaria que el banco les requiera.

Para este trámite suelen exigir los siguientes requisitos:

Certificación de cuenta bancaria, Acta de nombramiento de la junta directiva, Certificación de Acta, CIF de la comunidad, DNI de las personas autorizadas y/o elegidas según conste en acta de la última junta de vecinos y en la que se acredite que todos los propietarios están de acuerdo, a través de elección, con que esas personas sean las autorizadas. Por lo general la presidencia de la comunidad debe ocuparla un propietario al año. Es decir, todo propietario tiene la obligación de ocupar este cargo mientras forme parte de la vecindad.

La economía puede ser un problema dentro de la comunidad, y muchos se preguntarán si pueden solicitar las cuentas y las facturas de la comunidad cuando lo creamos oportuno. Ante esta duda les indicamos que los datos de la cuenta bancaria de la comunidad de propietarios deben ser totalmente transparentes y cada vecino está en derecho de solicitar información al respecto, aunque para eso están pautadas las reuniones o juntas anuales, donde se deja en claro los gastos que ha tenido la comunidad en el periodo.

 ¿Cuándo está justificado que pida las cuentas de tu comunidad?:

R: Una sospecha sobre la gestión engañosa de los fondos económicos.

R: Que el administrador no haya presentado en las juntas toda la documentación sobre posibles derramas, gasto, etc.

R: Cuando se ha realizado un gasto que no tiene que ser aprobado por la junta de propietarios, pero no se presenta la documentación detallada sobre las obras.

Como conclusión le indicamos que, en una comunidad de vecinos, podrían ser habituales situaciones complicadas o los problemas en la gestión de los fondos, por lo que en NOVE aparte de ser totalmente TRANSPARENTES en este sentido, solemos considerar que la mejor opción es estudiar a cabalidad y con antelación que banco nos ofrece las mejores condiciones y que pueda tramitar lo mejor posible nuestros requerimientos y así, cuando por fin nos decidamos por algún banco específico, sabremos que hemos dado con el apropiado.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.